Ir al contenido principal

Ansiedad, síntomas y cómo prevenirla

Todas las respuestas que damos a las cosas que percibimos o sentimos tienen un por qué y todas son las "mejores" desde el punto de vista evolutivo, es decir, si las tenemos es porque es la mejor forma de solucionar un problema (en algún momento sentíamos miedo cuando éramos cazadores, ansiedad cuando éramos agricultores, ...hasta llegar a la actualidad). Lo que ocurre es que esa preparación para lo peor o para situaciones difíciles o amenazantes, cuando no controlamos nuestras propias respuestas, puede tener efectos negativos hasta poder padecer un determinado trastorno mental. Si se mantiene demasiado tiempo la respuesta a los estímulos estresores o no sabemos manejarlos, puede comenzar un proceso patológico que afecte al rendimiento y a nuestra salud, tanto física como mental.

Podemos decir que la ansiedad es una emoción natural, como pueden ser la alegría, la tristeza o el miedo. La reacción emocional a un estresor externo puede ser a nivel cognitivo (pensamientos de inseguridad, pérdida de control, hipervigilancia, temor, percepción de cambios fisiológicos en la respiración o las pulsaciones y preocupación), a nivel fisiológico: en los sistemas nervioso autónomo y motor- sudoración, tensión muscular, sensaciones gástricas, tasa respiratoria alta, etc, pero también en el sistema nervioso central, endocrino o inmune (de ahí que un estrés continuado pueda ser el detonante de una enfermedad física como una alergia o un úlcera) y a nivel motor: como la manifestación de tartamudez, evitación de situaciones temidas, consumo de drogas, llanto, tensión en la expresión facial, etc.

Si una persona ante una situación reacciona con altos niveles de ansiedad, pero es puntual,  podemos decir que es una reacción aguda de ansiedad y que no es ningún trastorno. Pero si la reacción es demasiado intensa, o se vuelve crónica o muy frecuente, entonces sí podría ser un trastorno mental.

Son muchos los distintos tipos de trastornos de ansiedad y se pueden dar varios al mismo tiempo en mayor o menor medida. Para determinar esto el Sistema de clasificación de enfermedades mentales DSM-IV establece unos criterios, siendo lo característico en todos los trastornos de ansiedad la presencia de preocupación, miedo o temor excesivo, tensión o activación que provoca malestar y deterioro clínicamente significativo de la actividad de la persona que lo padece. Entre las causas están tanto los factores biológicos (consumo de sustancias estupefacientes, alcohol, alteraciones neurobiológicas y prediposición genética) como ambientales y psico-sociales (situaciones de estrés, ambiente familiar, experiencias traumáticas,...).

Son trastornos de ansiedad, de los que seguros que habéis oído hablar en muchas ocasiones:

Ataque de ansiedad o pánico.

Fobia social

Fobia específica (a las arañas, insectos, a volar,...).

Trastorno obsesivo-compulsivo (TOC).

Trastorno por estrés postraumático (TEP).

Trastorno por estrés agudo.

Trastorno de ansiedad generalizada (TAG).

Trastorno de ansiedad debido a enfermedad médica.

Trastorno de ansiedad inducido por sustancias.

Si crees que tienes ansiedad, no lo dudes, acude a un especialista, psicólogo o psiquiatra, y ponte en buenas manos, hay muchas pseudopsicologías o pseudoterapias que dicen ayudar pero, en muchos casos puede ser incluso contraproducente. Son técnicas que supuestamente soluciones problemas psicológicos y médicos, pero carecen de evidencias científicas suficientes, aunque tenga una apariencia atractiva y estén, relativamente, de moda.

La psicóloga Gloria Mira (psicologo en Denia, Master en Psicología Clínica) da algunos consejos para mantener a raya el estrés y la ansiedad, como los siguientes:

Trabaja en mejorar las diferentes áreas de tu vida

Practica técnicas de relajación para conciliar el sueño.

Cuida tu alimentación.

Practica deporte (está demostrado que al hacer deporte producimos las hormonas de la felicidad, las endorfinas).

Haz una actividad placentera al día.

Comunica tus problemas.

Potencia tus emociones positivas.

Y si todo lo anterior no te ayuda a no tener ansiedad, acude a un especialista, como la psicóloga reseñada, que además tiene consulta online. Ponerse en buenas manos es fundamental para solucionar tus problemas.

 

 

Comentarios

Entradas populares de este blog

Las emociones. La teoría de James-Lange

Una emoción es un proceso que implica una serie de condiciones desencadenantes o estímulos relevantes (lo que nos produce la emoción), la existencia de experiencias subjetivas o sentimientos, diversos niveles de procesamiento cognitivo (lo que pensamos), cambios fisiológicos o activación (los cambios en el organismos), patrones expresivos y de comunicación, que tienen efectos motivadores, es decir, movilizan para la acción, y una finalidad: la adaptación de la persona que siente esa emoción al ambiente en continuo cambio.

CUANDO L@S DOCENTES GRITAN

Hace unos días  en la puerta enorme de una escuela, colegio, centro escolar como lo conozcan, estaba esperando que me abrieran para poder retirar a mis hijas a la hora de salida del turno escolar, habíamos unas diez madres afuera esperando, sonó el timbre y se escucho a los niños y niñas caminar y hablar hacia la puerta, eso es normal, lo que no era normal eran los gritos de la maestra que les decía a gritos: "Formense, escúchenme  no se van si no se forman!!, se callan!!! pero están sordos!!! los gritos siguieron durante diez minutos, entre los pedidos desaforados de la docente y el habitual barullo de los niños, retardó la salida diez minutos amenazándoles que no saldrían si no se callaban, finalmente consiguió que nadie hablara, la maestra que gritaba abrió la puerta y nos brindó una mirada desafiante a las madres que creo yo también teníamos miedo que nos gritara, tomamos a nuestros hijos y salimos de ahí.

La competencia de trabajo en equipo

¿Te gusta trabajar solo o prefieres trabajar en equipo? ¿piensas que se trabaja igual individualmente y en equipo?  ¿crees que son necesarias las técnicas de  Team Building  y de  motivación laboral ? En este artículo te explico lo que es la competencia de trabajo en equipo. Los cambios que han experimentado las organizaciones en las últimas décadas -cambios estratégicos, económicos y tecnológicos- está provocando que la manera de trabajar sea más colaborativa o cooperativa entre los trabajadores que las integran. La complejidad de las organizaciones y del mundo laboral en general generan diferentes situaciones que requieren diversidad de habilidades, adaptabilidad y altos niveles de conocimiento, y el trabajo en equipo es el modelo óptimo para conseguir la ventaja competitiva  en la empresa que permite aumentar la productividad, la innovación y la satisfacción en el trabajo. La colaboración y cooperación entre los miembros de la organización son necesarias para realizar las tareas, p